Buscar resultados para seguridad

#Mis10de Seguridad Social

 

Antes de que llegara el rock de trinchera a mis oídos y, con ello, un progresivo aumento hacia sonidos más duros, sean metálicos o rítmicos, Seguridad Social representaba para mí, en mitad de los noventa y finales, el rock con descaro. Un rock acanallado pero con guiños de sentimiento. Muy mediterráneo y, por tanto, conectó muy fácil conmigo. Mis dos mejores amigos sentían lo mismo y aquel fabuloso directo doble, pero dividido en dos discos individuales (como el Human Touch – Lucky Town de Bruce Springsteen) me llegó por mi hermano. O sea, que al final tampoco parecía extraño que lo sintiera así. Y el caso es que, por más que pasen los años y las perspectivas, aquel directo y también sus canciones, siguen sonando diabólicamente potentes. Hay riffs y solos descomunales, pura actitud heredada de los inicios punk-ska del grupo, que poco a poco fue haciendo más latino su sonido, haciendo una rumba rock que seguía siendo igual de pintona. Un equilibrio perfecto, el pulso justo de una banda que suena bien, de un público que jalea a lo grande y de un repertorio abrumador. Por si fuera poco, además tienen una amplísima y digna colección de versiones. Grandes, Casañ y los suyos. En unos tiempos de sanidad coronavírica… Seguridad Social.

Lee el resto de esta entrada

Seguridad Social – Compromiso De Amor (1982-1995)

Imprescindible doble directo el que protagoniza hoy esta crítica remember de viernes y, acercándonos ya a los seis años de vida de esta web, es extraño que no hubiese estado aquí antes una de las bandas por las que siento más cariño desde la adolescencia (hice #Mis10de en mayo de 2014). Antes de que llegara el rock de trinchera a mis oídos y, con ello, un progresivo aumento hacia sonidos más duros, sean metálicos o rítmicos, Seguridad Social representaba para mí, en aquellos años, el rock con descaro, un rock acanallado pero con guiños de sentimiento. Muy mediterráneo y, por tanto, conectó muy fácil conmigo. Mis dos mejores amigos sentían lo mismo y este directo me llegó por mi hermano, o sea, que al final tampoco parecía extraño que lo sintiera así. Y el caso es que, escuchado hoy, con perspectiva, este directo sigue sonando diabólicamente rockero. Hay riffs y solos descomunales, pura actitud heredada de los inicios punk-ska del grupo, que poco a poco fue haciendo más latino su sonido, haciendo una rumba rock que seguía siendo igual de pintona. El caso es que este directo tiene el equilibrio perfecto, el momento justo de una banda que suena bien, de un público que jalea a lo grande y de un repertorio abrumador. Lee el resto de esta entrada

Amaral y María de Juan. Cooltural Go! 20 de junio

Creo que lo he comentado alguna que otra vez en Twitter o aquí mismo, pero es que ayer la sensación fue bastante potente. La primera vez que vi a Amaral en directo fue allá por el año 2000. Eran los encargados de abrir el concierto de Celtas Cortos con su segundo disco, Una Pequeña Parte Del Mundo recién sacado. Era en formato acústico, a dúo. Aquel concierto lo vi con mi alter-ego, uno de mis mejores amigos. Anoche, casi 21 años después, volvía a ver a Amaral (por cuarta o quinta vez), pero de nuevo acústico, trayéndome a la memoria muchas de aquellas sensaciones de entonces. A mi lado, en lugar de mi amigo, mi sobrino. Quizá sea porque esto de ‘haberle dado la vuelta al jamón’ hace tiempo me tiene más sensible de la cuenta (no es eso sólo, pero tampoco vamos a entrar en más detalle hoy), pero realmente fue una epifanía y una sacudida poderosa para el alma, de difícil explicación. Más allá de la sensiblería personal, objetivamente, Amaral lo bordó. Podría hacer tres repertorios distintos y que todos funcionaran, pero el de anoche fue casi perfecto, quizá por su Salto Al Color no desentona. Las interpretaciones también. Nobles, delicadas. De las de verdad. No desmereció, antes, María de Juan. Os dejo a partir de este momento la crónica realizada como jefe de prensa de Cooltural Fest y como redactor del Área de Cultura del Ayuntamiento de Almería. Salud. (FOTOS: Cooltural Fest)

Lee el resto de esta entrada

Robe explica su postura sobre los conciertos de Extremoduro

Estaba claro que si la primera fecha de la gira sería el próximo fin de semana en Valencia, los acontecimientos se iban a resolver esta semana. Tras comunicar Ticketmaster el estado de la situación ‘legal’ con las entradas y mandarle ‘la pelota’ a Robe sobre la aprobación para trasladarlas a 2022, el fundador, letrista, compositor y vocalista de Extremoduro, Roberto Iniesta, ha movido pieza y para dar por concluido cualquier tipo de duda al respecto. PD: Nos alegramos una vez más de dar un titular correcto y no el que hicieron algunos medios, quedándose con la parte menos informativa del texto de Ticketmaster. El comunicado dice así: “Dicen en la empresa promotora y en algunos medios de comunicación que la gira de Extremoduro está en mis manos. No os lo creáis, es mentira. Para los religiosos, está en manos de Dios, y para los ateos, en manos de la ciencia. A día de hoy, nadie puede asegurar, con la más mínima certeza, que los conciertos se vayan a poder hacer en 2022 por mucho que yo firme en un papel. Pero por fin tenemos buenas noticias: se ha abierto un plazo de devolución de veintiún días para devolver las entradas. En la empresa promotora, Live Nation, están obstinados en poner fechas para 2022. Yo ya les trasladé mi decisión de no poner nuevas fechas hasta no tener la seguridad de poder llevarlas a cabo. No puedo volver a comprometerme mientras dure la pandemia y confiar, en contra de la opinión de muchos expertos, en que el año que viene se pueda llevar a cabo la gira de Extremoduro. Como ya os expliqué, creo que hay que adaptarse a la situación actual y trabajar en proyectos que sean posibles, haciendo conciertos que cumplan la normativa de cada momento”. Y continúa.

Lee el resto de esta entrada

Robe anuncia disco en primavera y gira en otoño

No hay luz sin oscuridad, que decían aquellos. La página de Extremoduro recibe desde hace unos minutos el comunicado de Roberto Iniesta en el que asegura que no tiene sentido seguir dando nuevas fechas para la gira de Extremoduro mientras no haya certezas y que, mientras tanto, tiene que seguir creando y moviéndose. ¿Qué significa eso? El secreto a voces que se confirma: que habrá nuevo disco de Robe (desde RockSesión os aseguramos que el resultado será también bastante diferente a los dos primeros de proyecto en solitario ya que la entrada de un nuevo guitarrista –Woody Amores– hará que el sonido nos suene bastante más potente) y que llevará aparejada una gira a partir de otoño. Si los plazos se cumplen, el primer adelanto llegará de manera casi inminente y el disco saldrá un mes después. Este es el comunicado completo: “¡Hola a todos! Dije que tocaríamos por cojones, pero ahora ya no estoy tan seguro. De momento, lo único seguro es que este año no va a poder ser. Ya hemos aplazado dos veces. Primero aplazamos al otoño de 2020 y luego a la primavera de 2021. No tiene sentido volver a poner fechas para 2022 sin tener la más mínima seguridad de que se vaya a poder hacer. No queda otra que adaptarse y hacer otro tipo de espectáculos más acorde con la situación que estamos atravesando. Y cuando todo se arregle, reprogramaremos la gira si es que para entonces todavía sigue teniendo algún sentido. Respecto a las entradas, confiamos en que la empresa promotora, Live Nation, no os ponga ningún problema para recuperar el importe íntegro. Tengo guardado en un cajón un disco de Robe. La idea era sacarlo después de la gira de Extremoduro. O sea, que deberíamos haberlo sacado en octubre del año pasado. ¿Hasta cuándo lo vamos a dejar guardado, otro año o quién sabe si más aún? No puedo hacer eso. No puedo seguir parado indefinidamente hasta que nos dejen hacer conciertos de treinta mil personas. Es necesario adaptarse y hacer conciertos más pequeños que cumplan la normativa que nos impone el Covid en cada momento. Estando así las cosas, sacaremos el disco esta primavera y empezaremos a hacer conciertos de Robe en otoño y seguiremos tocando durante el año que viene. Besos y abrazos. Robe”.

Más de Extremoduro y Robe en RockSesión en esta entrada.

(FOTO: Juan Jesús Sánchez Santos para RockSesión).

Lee el resto de esta entrada

Rompan Todo… y mil grupos más

Poco antes de las fechas navideñas y durante ellas redes sociales y webs se llenaban de comentarios y artículos sobre Rompan Todo, la serie documental de seis capítulos de Netflix que, aquí el problema, se subtitula ‘La Historia del Rock en América Latina’. Claro, los títulos categóricos dan pie a que te lluevan palos por todas partes. Quizá, en términos lingüísticos, con un simple cambio de “la” por “una” hubiese bastado para curarse en salud ante la avalancha de críticas negativas que tildaban la serie de tendenciosa, muy parcial y un largo etcétera, demonizando casi a Gustavo Santaolalla y resto de productores. Partamos de una premisa clara: ningún documental es ajeno a la mirada reducida. Ninguno. Desde el montaje, como la duración de los testimonios, la variedad de opiniones que se quieran incluir… y un largo etcétera. Después, tengamos claro que es materialmente imposible contar 60 años de rock (aunque solo hablemos del ortodoxo, el de autor, el melódico, algo de blues…, pero poco de heavy, punk o metal) de una veintena de países y en tan solo cinco horas. ¿Os imagináis un documental sobre rock en España en solo cinco horas? ¿Cuántos grupos nos faltarían? A poco que nombremos cien grupos, solo podríamos dedicarle tres minutos a cada uno de ellos. Si asumimos esto, el valor documental de ‘lo que hay’ en Rompan Todo es innegable. Es un dibujo impresionista, sí, y muy focalizado en dos países, Argentina y México, con Chile como actor secundario y Colombia y Uruguay como actores de reparto. Lo de Perú es casi solo un cameo. Así las cosas, es evidente que ‘lo que no hay’ siempre va a ser más. A fuerza de leer artículos y opiniones (Mondosonoro, El País, Juan Puchades, Diego Manrique…) pensé, ¿por qué no completar la playlist oficial de la serie (reducida a 100 canciones de unos 80 grupos)? Y aquí entró mi batalla campal con la búsqueda, a la que tuve que dar fin porque era un laberinto imposible. Es decir, vengo con más de 1.200 grupos. Y sigo siendo consciente de que faltarán el doble. Pero… lo que hay bien está. Y siempre me podéis ayudar a hacerla más grande. Rompan todo… y mil grupos más: una playlist de elchayi y RockSesión. ¡Defiendan, difundan y disfruten!

Lee el resto de esta entrada

Pereza – Animales (2005)

Si una banda nace del mero hedonismo de juntarse para tocar canciones de Leño, nada puede salir mal. Después de casi 1.500 entradas en la web, después de haber escrito de los discos en solitario de Rubén (también con Lichis), de Leiva, haciendo referencia a ellos al escribir de Buenas Noches Rose o de Sidecars… Iba siendo hora de que un disco de Pereza asomara el hocico por las críticas remembers de los viernes. Y si de morro hablamos, qué mejor que este Animales de dual portada, cambiante en las múltiples ediciones posteriores que ha tenido el disco. No es para menos. Aunque en términos globales (porque también depende del día y el estado de ánimo) considero que su mejor disco es Aproximaciones, fue con este álbum con el que el dúo se colocó en el centro del foco de (quizá) la última gran época dorada del guitarreo inundando las radiofórmulas, antes de que las programaciones latinas se comieran a la distorsión. Lo he escrito ya más de una vez. Benditos tiempos en los que ‘lo comercial’ era Pereza, El Canto del Loco o La Oreja de Van Gogh, como antes lo fueron Piratas, M-Clan o Los Rodríguez o, más atrás, La Frontera, Seguridad Social, Hombres G, La Guardia o Gabinete Caligari. Por no hablar de cuando Los 40 fijaron su atención en los Dover, Extremoduro, La Fuga con Rulo o Marea. (¿En qué maldito momento se jodió todo?). Animales simboliza también el equilibrio entre los dos discos iniciáticos, más ‘primitivos’ (con los que abrían para bandas más rudas como Enemigos, Siniestro Total o hasta Porretas) y la posterior vuelta de tuerca, donde al guitarreo marca de la casa añadieron una dualidad de complejidad compositiva, a la vez que sobriedad acústica o, del otro lado, la búsqueda de singles descarados destinados a ampliar cada vez más el círculo. El tiempo le ha dado más valor si cabe a lo firmado.

Lee el resto de esta entrada

Natalia Lacunza. Cooltural Fest. 12 de diciembre

Como sabéis los más asiduos del lugar, mi trabajo como jefe de prensa de Cooltural Fest y también como redactor del Área de Cultura del Ayuntamiento de Almería, hace que durante el año vea decenas de conciertos y eventos que nada tienen que ver con el rock o la distorsión. También sabéis que con frecuencia me gusta tomarme mis licencias con cosas externas, sea flamenco, indie, cantautores… pero siempre bajo un prisma y denominador común del ‘vale la pena’. Por eso os comparto hoy mi crónica de agencia de Natalia Lacunza. Una joven navarra que fue tercera en su edición de Operación Triunfo y que considero que demostró tanto en el concurso como en sus pasos fuera del programa, una personalidad propia que bastante por encima de la media de lo que suele ser habitual. El tiempo dirá pero, por ahora, merece el beneficio de nuestra curiosidad por ver hacia dónde puede evolucionar. Os dejo mi crónica como agencia a partir de este momento. Salud. Hay ocasiones en las que menos es mucho más. Y algo así ocurre con la propuesta musical que ofrece en esta vuelta a los escenarios Natalia Lacunza, la joven artista navarra que, con tan sólo 21 años de edad y tras resultar tercera clasificada en un concurso televisivo, afronta con valentía, personalidad y una propuesta alejada de convencionalismos el vuelo sin motor, en unos tiempos, además, que no lo hacen nada fácil. Ella y su banda han sido las protagonistas en el Auditorio Municipal Maestro Padilla, del quinto de los conciertos del ciclo Cooltural Go! de Cooltural Fest para este otoño del Área de Cultura y Educación del Ayuntamiento de Almería. (FOTOS: José Antonio Holgado – Contraportada)

Lee el resto de esta entrada

Mike Sánchez. Festival Almerijazz. 5 de noviembre

Antes de que nos vuelvan a cerrar el grifo de conciertos este domingo, tengo una buena tanda de conciertos que cubrir. Que si Paco Rivas con Julián Maeso, que si el secret show de Cooltural Fest de hoy, la Orquesta Ciudad de Almería interpretando la quinta de Beethoven y acompañando a Tomatito con el Concierto de Aranjuez… y, anoche, a una de las muchas encarnaciones del rock incendiario desde el piano: Mike Sánchez, dentro del revitalizado Festival Internacional de Jazz de Almería, bautizado este año como Almerijazz. Buena tarde de música y #CulturaSegura, que vale la pena que os traiga con la crónica realizada como agencia para el Área de Cultura. Las fotos son de José Antonio Holgado. Cuánto se va a echar en falta de nuevo esto de los escenarios. Allá va. Boogie Woogie, Rhythm and Blues, Jazz, Twist, Rock and Roll… No hay género estiloso y de raíz del que Mike Sánchez no tenga un profundo conocimiento. El pianista y cantante británico, de madre española, fue el protagonista en la tarde de ayer de un nuevo concierto del Festival Almerijazz, puesto en marcha por el Área de Cultura y Educación del Ayuntamiento de Almería, celebrado, con todas las medidas de seguridad debidas, en el Auditorio Municipal Maestro Padilla, que acabó rendido al ciclón de Mike.

Lee el resto de esta entrada

Desvariados – Víctimas Del Sueño Americano

“Protagonistas de su propia historia, actores secundarios de una generación que se mantiene en la búsqueda constante de una recompensa que no aparece. Brindan por lo perdido, por lo que dejaron en el camino, satisfechos por haberlo intentado, cansados, pero nunca rendidos”. Con estas palabras dan la bienvenida los madrileños Desvariados el que supone su tercer larga duración después de que presentaran sus credenciales a la corte del rock and roll más voraz con su estreno en El Hotel De Las Historias y, de manera más refinada, en Café Caimán (que tuvo dos ediciones). El disco es de esos que se han visto afectados por la incidencia de las restricciones coronavíricas. Vio la luz el 2 de octubre, tras el aplazamiento del mismo por la crisis del Covid. Lo han grabado en Audiomatic Estudios y está producido por Josu García, que ya bien conocemos de discos de M-Clan y sobre todo en las últimas entregas de Loquillo, con Mark Janipka como ingeniero de sonido. Todo ello para dar un nuevo paso hacia delante y la exploración de matices dentro de una base sólida y clara de RNR de los de suelo de madera, codo en la barra y pie en el acelerador. Pero los años, ay, no pasan en balde y también con ello se madura hacia terrenos más introspectivos en ocasiones y más atemperados en otros. Ya saben, no siempre lo urgente es lo importante y no por mucho correr se llega antes. Desvariados suman y siguen y escapan del victimismo… El Rock and Roll castizo no necesita de sueños de barras y estrellas.

Lee el resto de esta entrada