Archivo del sitio

Otro inútil artículo sobre Operación Triunfo

Apagándose ya los ecos de los vítores por los resultados de la final del repescado formato televisivo, me gustaría añadir un artículo más a la colección de escritos, que se mueven entre diatribas o panegíricos. Aquí, no será ni una cosa ni la otra. De hecho, más que un artículo es la puesta en orden de varias opiniones sobre el asunto, que ya he debatido con muchos de vosotros en persona o a distancia.  Como por algún sitio hay que empezar, por situarnos, diré que no estoy en contra de estos formatos televisivos. Para un rockero que se le presupone cierta autenticidad igual no está bien decir eso, pero qué quieren que les diga, prefiero que los jóvenes (la mayor franja de edad en la que ha penetrado el concurso en esta edición) estén pendientes de los gorgoritos, arreglos y demás de varios cantantes con voces interesantes que de las hormonas de Hombres, Mujeres y Viceversa. Ahora, Operación Triunfo (OT a partir de este momento) no debe ser el principio ni final de nada, ni ser considerado el termómetro fiable de la virtud de la música. Es lo que es, entretenimiento donde se premian ciertas virtudes que, al menos, están relacionadas con el trabajo, el compromiso y la consecución de un objetivo.

Lee el resto de esta entrada

Anuncios