Antonio Flores – Cosas Mías (1994)

Antes incluso de conocer la canción ‘Mártires del Rock’, siempre he tenido una especial inquina o rechazo a quienes convierten en moda y genios a los artistas al hilo de su muerte, más si cabe cuando hay detrás un suicidio. El ejemplo máximo es el de Nirvana, que no me hacía demasiada gracia en su momento (aunque les salvaba muchas cosas) pero se convirtió en rechazo tras el balazo de Kurt Cobain. En la lista hay muchos más. Quizá sea porque los accidentes mortales (Jesús de la Rosa) han robado tanto talento al arte que me parece ‘injusto’ que otros precipiten su final. Hablo desde el punto de vista artístico, que ya en las enfermedades personales que empujan a ello, habría que analizar caso a caso. El tema es que, no tanto por la muerte precipitada con barbitúricos y alcohol ingeridos con ese fin por el dolor de ausencia de la muerte de su madre, dos semanas antes, a Antonio Flores le cogí una de esas tirrias irracionales por el tema de ‘la moda’. Parece que tuvo que morirse para que le valoraran como merecía. Las cosas, en vida, por favor. El hijo mediano de Lola Flores y El Pescaílla encontró el éxito demasiado tarde, cuando su vida interior estaba rota y sentenciada. El caso es que con el paso de los años limpié mis oídos de prejuicios y, hoy, que se cumple justo un mes que perdí a mi padre, le entiendo más que nunca.

Lee el resto de esta entrada

Anuncios

Derby Motoreta’s Burrito Kachimba – DMBK

Tomado en el justo grado que un programa de La 2 puede tener, el nombre de Derby Motoreta’s Burrito Kachimba saltó al gran público en el estreno del programa con el que Ariel Rot nos está deleitando cada martes, visitando distintas zonas de la geografía española en ‘Un País Para Escucharlo’. El formato del programa, si es que aún vives en el error de no disfrutarlo, es que el bueno (porque es bueno, en lo personal y con una guitarra en la mano) de Ariel visita una zona de España donde un ‘anfitrión’ lo guía visitando a varios artistas y grupos de dicha zona. Lógicamente, disco formato presenta la laguna de que debería durar tres horas para no dejarse estilos y nombres fuera, pero, salvando la imposibilidad material del tiempo, es un auténtico cañón. En primer lugar por ser maná en un desierto y en segundo porque ver a Ariel, al anfitrión de turno y las bandas o artistas referenciados interpretar canciones juntos es una delicia en la mayoría de los casos. Fue ahí cuando, como otros miles de amantes de esto de la música y los rocanroles, apunté a fuego el nombre de estos sevillanos que, casualmente, lanzaron su primer larga duración apenas unos días después de su salida en el programa. Un cañón de los buenos.

Lee el resto de esta entrada

Santero y Los Muchachos – Rioflorido

Su primer disco, Ventura, cayó a mis oídos demasiado tarde como para hacer crítica del disco como si fuese una novedad y demasiado pronto como para poder considerarse una crítica remember de los viernes. Con ‘la pestaña de seguimiento’ activada, los tenía en la lista para seguir sus pasos en siguientes lanzamiento, por si el nivel lo merecía, traéroslo a colación. Y así ha sido. A principios de este mes de marzo veía la luz este Rioflorido, el segundo larga duración de la banda valenciana Santero y Los Muchachos, que guarda los principios fundacionales de su debut, pero yendo un paso más en la ambición que da la seguridad de que se está apreciando lo que se ofrece. Autodefinido como rock reposado, la escucha de Santero en general y de este Rioflorido en particular debe considerarse como una suerte de delicatesen para momentos elegidos. Las guitarras eléctricas tienen la distorsión justa, se juega con terrenos semi acústicos y desenchufados al completo, aparecen sutilmente metales, dobros, contrabajos, lap steel y percusiones orgánicas. Si a algún despistado le contamos que algunos de sus componentes han formado parte de bandas como La Pulquería y Obrint Pas, no nos creería. Pero es que la música es así de grande, por eso nos tiene locos.

Lee el resto de esta entrada

Los Zigarros – Apaga La Radio

Sin prisa pero sin descanso, Los Zigarros suman y siguen en su camino por el rocanrol más clásico y genuino destinado a públicos mayoritarios. Y es meritorio que lo hagan sin perder un ápice de autenticidad y que, incluso, como es el caso, sea con cierta valentía y arrojo para endurecer ciertos sonidos, sacrificar las tonadas más bailables y aprehensibles por otros territorios más de vieja escuela. A estas alturas, después de dos discos que se colaron ambos en las medallas de los Discos del Año de esta casa, negar que estos chicos valencianos nos caen en gracia es absurdo. Pero claro, el status (con Quo y sin Quo) hay que mantenerlo con buenas canciones, buenos álbumes y buenos directos. Y de todo ello siguen en plena forma Álvaro y Ovidi Tormo, a las guitarras, con Adrián Ribes a las baquetas y Nacho Tamarit al bajo. Diez temas en poco más de media hora con Apaga La Radio que les coloca un peldaño por encima de su propia dinámica. Textos accesibles, guitarras que nunca decaen y unos compañeros de viaje de lo más solventes para una banda que lleva camino de convertirse en imprescindible… si es que no lo es ya.

Lee el resto de esta entrada

Entrevista a Alén Ayerdi en The Juergas Rock 2018

Segunda entrega (aunque fue la tercera entrevista) de los EntrevistARTE que hice en el pasado The Juergas Rock del mes de agosto. Tras la primera de Fernando Madina y la segunda a Manolo Chinato, el tercer encargo de conversación fue con un viejo amigo de esta casa, Alén Ayerdi. Un músico (sobre todo músico) con tantos cargos y funciones en otros aspectos que era obligado pasar por casi todas, mánager, director de un sello, etcétera… Como ocurriera con Chinato el día anterior, que se sorprendió de que no centrara mis preguntas en Robe, también Alén y compañía agradecieron que le diera cabida a Ciclonautas y al Dromedario Records. Cómo no. Lo ‘malo’ que tiene entrevistar a un colega es no rebasar la línea de cosas que te ha dicho off the record para sacarlas ante un público. Por eso algunas preguntas van abiertas y con cuidado, para que él mismo fuese el encargado de decidir hasta dónde quería contar. En cualquier caso, lo recuerdo como una media hora agradable que, por cierto, concluyó con un buen alegato final sobre la idoneidad o no del excesivo control a los juerguistas. También me alegró la referencia a Los Suaves en las famosas cuatro patas de Kutxi Romero. Cuando esté la de Fernando Madina, cerraremos la trilogía y, posiblemente para siempre, la sección EntrevistARTE. (VÍDEO: Irán Berna Filmmaker & Photographer. FOTO: Juan Jesús Sánchez Santos para RockSesión).

Lee el resto de esta entrada

King Sapo – Niño Gurú

Se nota a la legua cuando, como en este caso, el debut de una banda viene respaldado por la experiencia de sus componentes en grupos anteriores. En esta ocasión, es que es casi una remodelación casi completa de los extintos Eldorado, de quien ‘criticamos’ allá por 2015 su Karma Generator, después de las fantásticas sensaciones de su también gran disco Paranormal Radio. A King Sapo le da vida tres excomponentes de la citada banda: Jesús Trujillo a la voz y guitarras, Andrés Duende a la guitarra y Javier Planelles a la batería. Un trío que se completa, para ser cuarteto, con el bajista José Alberto Solís, que tampoco es un recién llegado porque también atesora currículum con SCR, Última Experiencia o Wyoming y los Insolventes. Todos ellos se han puesto a los mandos de Juan de Dios Martín, que grabó el álbum en dos intensas sesiones separadas varios meses en los Estudio Uno de Madrid. Rock and roll de corte clásico (de los setenta a los noventa) para que no se pierdan los patrones básicos del género.

Lee el resto de esta entrada

Entrevista y Recital de Manolo Chinato

Más vale tarde que nunca. Como ya expliqué en su día, el cambio ‘de mandos’ al frente de The Juergas Rock Festival ha cambiado algunas cosas con respecto a años anteriores y una de ellas era el tema relacionado con EntrevistARTE, la sección en la que tenía el honor de entrevistar a algún personaje significativo de nuestro rock. Si en la edición de 2017 los protagonistas fueron Iñaki ‘Uoho’ Antón, Fortu Sánchez y El Kanka, en la de 2018 fueron Fernando Madina de Reincidentes, Manolo Chinato y Alén Ayerdi. El hecho de que esta sección desaparezca este año, ha retrasado un tanto la difusión de los vídeos, pero ya tenemos varios de ellos disponibles. El que comparto hoy es el del poeta salmantino, que primero ofreció un recital y después atendió mis preguntas, algo directas ya que me pidieron celeridad para que la actividad coincidiera lo menos posible con el concierto de Poncho K en el recinto principal. No suelo ver ‘mis vídeos’ pero tengo un buen recuerdo de Chinato, con el que, más allá de esta entrevista, compartí jornada y conciertos en el backstage. Un tipo sabio y bueno. Espero que os guste. (VÍDEOS: Irán Berna Filmmaker & Photographer. FOTO: Juan Jesús Sánchez Santos para RockSesión).

Lee el resto de esta entrada

Polanski y El Ardor – Chantaje Emocional (1983)

No me llevo demasiado bien con las verdades absolutas. Aplíquese a cualquier ámbito de la vida. En el musical, y a lo que este disco en particular respecta, una de las que me afano en contradecir es la que desprecia por sistema La Movida (tampoco es la primera vez que hago referencia a ello, ni a buen seguro será la última, porque me queda mucho de los escribir de aquella ‘hornada’). Claro que, del lado contrario, no significa esto que me lance a encumbrarla. Sencillamente, como en cualquier movimiento cultural o social, hay cosas livianas, otras aceptables, otras notables y otras que merecen ser recordadas y apreciadas. A cada cual lo que trascienda. Como pasa con el rock urbano, con el RRV, con el rock progresivo, el rock poeta o, incluso, el indie. No, no hay verdades absolutas a la hora de valorar un movimiento y las bandas que en él ‘se meten’. Porque también es cierto que hay veces que, por simplificar los esquemas mentales, todo va al saco, sin distinción, y eso tampoco. Que no es el caso que nos ocupa, porque Polanski y El Ardor (con i latina, que la y de la portada es casi como la doble SS de las Vulpes, un invento) sí son hijos de pleno derecho de La Movida. Y de algunas cosas más.

Lee el resto de esta entrada

Malos Vicios – Grietas

Aunque Al Mal Tiempo… Mala Cara ya cayó en mis oídos en su momento, como la inmensa mayoría, me rendí a Malos Vicios, la banda de punk rock castellonense, con el disco Por Amor Al Arte (resulta sorprendente que no haya estado todavía en las críticas remember de los viernes, pero bueno, así nos guardamos grandes joyas de cara al futuro). La Ventana Indiscreta me resultó buen disco, pero tras el directo perdí un tanto la pista al grupo. Tras esparcir en el tiempo otras entregas y EP’s, su regreso con El Fin de la Diplomacia tampoco me volvió loco (quizá demasiado panfletario para mi gusto), pero gente cercana me recomendó que prestara atención a este Grietas y, mira, me parece un álbum de lo más agradecido para que dé continuidad a una semana que nos está quedando de lo más punk, entre Kaótiko, Evaristo y La Polla Records y la crítica remember que os tengo preparada para mañana. Antes, nos dejamos deslizar por las diez canciones que conforman las Grietas.

Lee el resto de esta entrada

Evaristo Páramos Pérez – Qué Dura Es La Vida Del Artista

No. No es casualidad. Desde que hace unas semanas se ‘dejara caer’ que iba a haber ‘bomba’ informativa en torno (entorno) a Evaristo y La Polla Records, decidí cuadrar la publicación de la reseña de su libro de memorias (desmemoriadas) y anecdotario sobre los años de la banda en el mismo día en el que se iba a desvelar de qué iba el tema de su vuelta a la actividad. Vayamos por partes. Hoy hemos conocido que La Polla Records ofrecerá cuatro conciertos exclusivos en este 2019 (Valencia, Madrid, Bilbao y Barcelona) y otros ocho en Latinoamérica en 2020. ¿Cómo se ha gestado este regreso? ¿Tiene el libro Qué Dura Es La Vida Del Artista, que va por la cuarta edición a través de Desacorde –la editorial más cercana a nuestro rock de todos los que pueblan las estanterías (Kutxi, El Drogas, Fortu, Evas… ¿algún día mi eterna novela inconclusa?- algo de culpa en esta historia? ¿Tendrá continuidad la historia más allá de 2020? Son muchas preguntas en el aire que Evaristo no ha podido/querido responder, pero el tiempo dirá, sin necesidad de que tenga que contárnoslo nadie. Algunas cosas de este libro sí, era necesario que nos las narrara su protagonista.

Lee el resto de esta entrada