Archivo del sitio

Fausto Taranto – El Reflejo del Espanto

Poco más de tres años después de aquel ‘Loco Por Saber’, la primera canción que Fausto Taranto hizo pública y la que provocó que Paco Luque apostara con decisión por el proyecto, tenemos ya entre las manos el segundo trabajo de la formación granadina. Atrás quedan los primerizos cambios de formación y esa necesidad imperiosa de abrumar con metal compacto, marcado y directo. Con la seguridad que da el reconocimiento de las tablas y el de unos seguidores que se suman poco a poco, pero con fidelidad inquebrantable, Luque, Quini Valdivia, Ismael de la Torres, Adrián Barros y Miguelo Martínez nos presentan una segunda entrega en la que las formas se atemperan y todo parece respirar de manera más armonizada, menos agresiva y, por ende, más progresiva. Una paleta de canciones que aumenta la variedad de dinámicas de cara a los conciertos, que año tras año parece ir aumentando de manera consecuente. El Reflejo del Espanto ahonda en la semilla de Morente, en el rock y metal de raíz flamenca, aquí algo más trianero, y con la pena negra como bandera, junto a la ropa tendía.

Lee el resto de esta entrada

En Vela – Viajero

Si ayer viajábamos a Argentina de la mano de La Beriso y su Pecado Capital, hoy seguimos nuestra ruta por Latinoamérica desplazándonos hacia Colombia, donde encontramos a esta joven formación llamada En Vela. Aunque la denominación de origen en este caso es poco significativa, puesto que estoy convencido que la gran mayoría que escuche este disco consideraría a la banda como un grupo español. Nombre de la formación con un título de canción de La Fuga (aunque también tiene que ver con el apellido de su cantante y guitarra, Sergio Velandia), teloneros de Marea en su visita a Colombia con la gira de En Mi Hambre Mando Yo, referencias al ‘Eterno Viajero’ de Manolo Chinato en el libreto del disco… Están claras las influencias y, como apuntaba, todo en ellos respira rock de este lado del charco. De la mano de El Dromedario Records y con el toque de distinción que siempre pone Javi San Martín (que estuvo a los mandos de casi todos los discos de La Fuga, entre otros muchos), Viajero es una piedra de toque más que interesante.

Lee el resto de esta entrada

La Beriso – Pecado Capital

Canta Andrés Calamaro, compatriota de La Beriso, en ‘Todas Son Iguales’ (primera canción del disco –dedo- dos del mastodóntico y añorado El Salmón) que “también hay y parece broma un repertorio en otro idioma. Canciones que no leemos y solamente tiramos”. A veces, ni siquiera es necesario que estén escritas en otro idioma. El rock argentino es una fuente inagotable de talento, antes, ahora y a buen seguro en el futuro, pero, a no ser que se haga una búsqueda concienzuda y un trabajo de profundización que requiere, sobre todo, tiempo que no siempre se tiene, muy poco nos llega para todo lo que hay. Conocemos el combo Tequila, Los Rodríguez, Calamaro y Ariel Rot porque casi son ‘españoles’ de adopción. No llegó con fuerza, aunque de manera fugaz, gente como Bersuit o Los Fabulosos Cadillacs. También identificamos a Soda Stereo, Ratones Paranoicos, Attaque 77… Pero todavía quedan muchos más: Bulldog (debilidad personal), Babasónicos, La Renga, Todos Tus Muertos, Los Piojos, Las Pelotas, Viejas Locas, Guasones, Gustavo Cerati, Intoxicados. ¿Y Spinetta, Charly García o el gran Pappo Napolitano? La Beriso, otro nombre para sumar a la lista de tareas pendientes.

Lee el resto de esta entrada

Efecto Lucifer – Cadáver

Va cogiendo ritmo de publicación Efecto Lucifer, la banda nacida en torno al siempre inquieto J.M. Gómez (voces, coros, guitarra eléctrica, guitarra acústica, teclados y samplers, además de grabador, mezclador y masterizador en sus Estudios Aleatorios). Poco más de un año y medio después de su notable Siembra, nos llega este Cadáver, un trabajo de cinco canciones y un corte instrumental que, ante todo, aumenta los registros sonoros que conocíamos de la banda, completada y afianzada con Sergio Ortuño (coros y guitarras eléctricas principales), Mario Marco (bajo, coros, teclados y samplers) y Jesús Puche (baterías). El stoner opresivo del disco anterior relaja un tanto el músculo de distorsión a cambio de tempos algo más lentes y pesados y alguna experimentación instrumental y hasta psicodélica, pasando por una revisión de un tema de The Beatles. Lo que no cambia es esa visión desencantada de la realidad, retratada más bien como algo estático, como aguas putrefactas estancadas.

Lee el resto de esta entrada

The Surfin’ Limones – Apolo I

Al ver el nombre de la banda, su estética trajeada, sus máscaras de lucha libre mejicana y los apodos El Jefe, Sr. Handsome y El Enterrador, uno espera encontrar al darle al play a una banda al más puro estilo Los Coronas o más bien Los Tiki Phantoms, Los Straitjackets o Lost Acapulco. Posiblemente, todos estos nombres y unos cuantos más del universo surf, terror serie B, tequila y cómic sean influencias directas de The Surfin’ Limones, si bien este Apolo I, su primer larga duración, nos trae algunos matices que hacen que la apuesta sea casi a la 31 real (tres sietes y una figura), es decir, ambiciosa, irresistible y ganadora. Así, grabado en los estudios Psychosomatic de Inca (Mallorca) bajo la producción de Miguel Ángel Riutort ‘Mega’ y masterizado en Hay Zeelen Mastering Studio de Santanyi (Mallorca), M. García a la voz, guitarra y armónica, J. Ballesteros al bajo y los coros y L.V. Wiianto a la batería y trompeta no nos ofrecen un tequila reposado, sino una coctelera agitada del citado surf, rock duro cuasi urbano, pop, matices indies y rutómetros fronterizos con un punto canalla. Diez temas frescos para las mejores verbenas terraciles del estío.

Lee el resto de esta entrada

Rosendo – De Escalde y Trinchera

La gerusía era un órgano de gobierno de la antigua Esparta en la que un comité de sabios ancianos (más de sesenta años, cifra nada desdeñable en la época) eran los encargados del poder legislativo. El concepto de consejo de ancianos se ha repetido a lo largo de la Historia, por ejemplo tras la revolución francesa, y en numerosas civilizaciones, como la maya. Si extrapoláramos esto al mundo del rocanrol patrio, Rosendo es de pleno derecho un gurú de sabiduría ante el que todos escuchan cuando habla y canta. Y es así porque se lo ha ganado manteniendo una constancia implacable desde los tiempos de Leño hasta con la inicial incomprensión hacia su carrera en solitaria y la posterior consolidación y ganarse la pleitesía absoluta de más de una generación de rockeros, más allá de aquello de rock urbano. Una etiqueta que hace tiempo que le quedó pequeña por lo encorsetado del calificativo. Rosendo reflexiona y apunta sin tener que dar nombres, juega con las palabras como un gran maestro de las letras. Si unos lo hacen con las emociones, el jefe Mercado tira de retruécanos, expresiones castizas, refranero, juegos de palabras… Muy meritorio tras más de 200 canciones en la espalda.

Lee el resto de esta entrada

Los De Marras – Reamanecer

Suele ser habitual que cuando un grupo alcanza con un álbum las cotas más altas de su carrera sea, precisamente, el siguiente el que se antoja como más complicado. Hay más ojos (más oídos), más expectativas, más ganas y más interrogantes sobre cómo va a ser la venidera entrega. Me pasaba como seguidor y consumidor de música y me pasa a día de hoy como crítico, con inquieta curiosidad. Sobre todo por ver la opción elegida por el grupo en cuestión (no diré de marras, aunque sea la expresión que viene al pelo). Los De Marras reventaron cualquier tipo de barrera con su excepcional Surrealismo. Y es que siempre fue un grupo simpático y pintón, pero con ese álbum pegaron un justo puñetazo en la mesa para dar un salto de calidad y cantidad. Sus videoclips ya alcanzan las cientos de miles de visitas o hasta el millón, en el caso de ‘Hoy’.  Reamanecer llega dos años y medio después y lo hace con catorce nuevos cortes en los que encontramos las señas de identidad de siempre: muchas ganas de decir cosas que hacen largos los textos, variedad de ritmos y una naturalizada tendencia a mezclar llaneza y poesía, rabia y emociones.

Lee el resto de esta entrada

Eveth – Entelequia

Heavy metal sin artificios. Igual de mágico y complicado es conseguir innovaciones que aporten modernidad a tu música como hacer bien lo que ya está inventado. Los mallorquines Eveth siguen perfeccionando su sonido álbum tras álbum y en esta tercera ocasión parecen haber conseguido la fórmula definitiva. Su nuevo Entelequia, que sucede a los anteriores La Condena Del Tiempo (2011) y El Legado De Los Sueños (2013), nos trae diez cortes y una introducción en los que, partiendo con el heavy como base clara, podemos encontrar tintes de power metal, con su correspondiente dosis de épica, hard rock, algo de progresivo que aún les queda de su debut y hasta algún ramalazo de thrash. Es decir, los vecinos más próximos de un género que en ellos tienen un baluarte de continuidad una vez escuchadas sus nuevas canciones. Una muy buena producción, gorgoritos y punteos, arreglos de cuerda y las ideas claras hacen de este un disco certero, rotundo y consistente.

Lee el resto de esta entrada

WarCry – Donde El Silencio Se Rompió…

Levantado el pedal del acelerador desde unos años, recordemos que en los primeros tiempos la media de tiempo transcurrido entre un lanzamiento y otro apenas pasaba de doce meses, WarCry vuelve con nuevo disco en estudio, el noveno de su intensa carrera, Donde El Silencio Se Rompió… Como en cada una de sus entregas, los asturianos dan un pequeño pero apreciable vuelta de tuerca a los cánones de su sonido, consiguiendo a la vez que el álbum no sea ni continuista ni rupturista. Como seguidor incondicional desde sus inicios, avanzaré que a la banda le ha sentado bien estos casi cuatro años sin publicar nuevas canciones. Había algo de collage en Inmortal que no le permitía brillar en su plenitud y que, para mí, le convertían en el disco más flojo de la banda (nunca prescindible en cualquier caso, pues recordemos que tiene algunas joyas como ‘Siempre’, ‘Como Un Mago’, ‘Huelo El Miedo’ o ‘Mi Tierra’). Con un concepto más meditado y trabajado Donde El Silencio Se Rompió… nos ofrece cierta novedad en la estructura de las canciones, pequeños detalles en las mezclas, un sonido muy compacto y contemporizado. Más de golpe certero que de técnica.

Lee el resto de esta entrada

Código Vinagrio – En Las Alturas

A veces un debut, y más en estos tiempos en los que la autoedición y las redes hacen más sencillo tener a nuestra disposición una constante oferta musical, es solo un ejercicio iniciático, en el que suele haber más ideas que buena ejecución. Determina a qué grupo poner esa ‘muesca de seguimiento’ para ver la lógica evolución, si la hubiere al cosechar la medida atención, o por el contrario otros muchos se quedan en ese estreno ante la decepción o la falta de diferenciación. Hace unos días llegó a mis oídos este En Las Alturas, un disco de ocho temas que despachan los madrileños Código Vinagrio, de los que tampoco tenía demasiadas referencias. La primera escucha ya te gana en calidad, pero es que las dos siguientes uno acaba satisfecho por la variedad, sobriedad, versatilidad y distintas aristas que le dan a un sonido bastante aguerrido y guitarrero, una voz sin alardes pero en su sitio y una base rítmica muy hardrockera y latente. Sin lugar a dudas, les digo que uno de los debuts del año y que tienen mimbres sobrados para tener un largo recorrido.

Lee el resto de esta entrada