Archivo del sitio

Eveth – Puerta Áurea

 

Compartía hace unos días en twitter uno de esos miles de memes que uno se encuentra por redes sociales. Venía a explicar los varios de los distintos subgéneros del metal haciendo una comparativa en torno a la bestia. Decía, por ejemplo, que en el viking metal “mueres luchando contra la bestia para ir al Valhalla”, que en el speed metal “cabalgas sobre la bestia”, que en el folk metal “vives con la bestia en el bosque” o que en el death metal “tú eres la bestia”. Bien, en esa terminología sencilla pero clarificadora, encontramos la expresión máxima de las nuevas intenciones de Eveth, que sigue forjando y mejorando su propuesta en esta cuarte entrega, a base de canciones de heavy metal clásico y power metal melódico. Esto es, “aceptas que hay una bestia” y “vives para luchar contra la bestia”. Y eso es lo que esconde la Puerta Áurea, y solo un vistazo a los títulos lo dejan bien claro: ‘Los XII Caballeros’, ‘Por Convicción’, ‘Entre Las Sombras’, ‘Cruzado’, ‘Ker’, ‘Skål’ o ‘Guerreros de Odín’ (mucho de Valhalla en estas dos). No engañan a nadie, ofrecen lo que prometen y dan lo que quieren ofrecer. Riffs y ritmos clásicos, melodías vocales con grandes fraseos y estribillos explosivos. Eveth pelea para adelantar líneas en el frente del heavy metal y el objetivo está bien conseguido con un disco que apenas presenta fisuras.

Lee el resto de esta entrada

Anuncios

Eveth – Entelequia

Heavy metal sin artificios. Igual de mágico y complicado es conseguir innovaciones que aporten modernidad a tu música como hacer bien lo que ya está inventado. Los mallorquines Eveth siguen perfeccionando su sonido álbum tras álbum y en esta tercera ocasión parecen haber conseguido la fórmula definitiva. Su nuevo Entelequia, que sucede a los anteriores La Condena Del Tiempo (2011) y El Legado De Los Sueños (2013), nos trae diez cortes y una introducción en los que, partiendo con el heavy como base clara, podemos encontrar tintes de power metal, con su correspondiente dosis de épica, hard rock, algo de progresivo que aún les queda de su debut y hasta algún ramalazo de thrash. Es decir, los vecinos más próximos de un género que en ellos tienen un baluarte de continuidad una vez escuchadas sus nuevas canciones. Una muy buena producción, gorgoritos y punteos, arreglos de cuerda y las ideas claras hacen de este un disco certero, rotundo y consistente.

Lee el resto de esta entrada