Danza Invisible. Cabo de Gata. 13 de agosto

Desde que tengo uso de razón, el nombre de Danza Invisible me ha generado una especial simpatía e interés. Sobre todo porque de niño no faltaban sus canciones en mis cintas de música y vídeo caseras y porque mi hermano siempre me decía aquello de que sus directos eran especialmente intensos por la increíble hiperactividad de Javier Ojeda. En una época de iniciación donde tiraba mucho por ese encantador pop rock ochentero de Hombres G, Seguridad Social, Duncan Dhu y un largo etcétera –también era la música que solían pinchar en el local donde salía siempre-, no es extraño que a las primeras de cambio que tuvimos la menor oportunidad, mi compañero, escolta y hermano de andanzas más noctámbulas e improvisadas salimos un sábado después de comer (cuando nos enteramos del concierto) a un pueblo (Calasparra, Murcia) a 250 kilómetros para verles por primera vez. Que el cartel de la noche, por cierto, es como para hacer un estudio sociológico de lo que eran aquellos tiempos. Esa noche, en un ciclo de Duca2 Music o algo similar, actuaban, gratuitamente y en este orden: Café Quijano (un poco soporífero), Ariel Rot (más bluesero y pausado que festivo) y Danza Invisible, que se llevaron la noche de calle. Aunque pude hablar con ellos hace unos meses al hilo de su participación en el Festival Internacional de Cine de Almería (no se pierdan su documental A Este Lado De La Carretera), anoche, 22 años más tarde, volví a verles en acción en Cabo de Gata con las mismas sensaciones y buen rollo que han transmitido siempre. Os dejo a partir de este momento, la crónica realizada para el Área de Cultura y Educación del Ayuntamiento de Almería. Salud.

Las fiestas del barrio de Cabo de Gata vivieron anoche su día grande, con la tradicional procesión marítima en las aguas del Mediterráneo, la salida de las carrozas posterior y, como punto estelar de la noche, el concierto de entrada libre y gratuita de toda una institución del pop y el rock en España, con más de cuarenta años de trayectoria indeleble e ininterrumpida, como es la banda malagueña Danza Invisible, que tomó la Plaza de la Iglesia en una cita organizada por el Área de Cultura y Educación del Ayuntamiento de Almería.

Un tiempo, esas cuatro décadas, que puede minar en algunas lesiones musculares, como la que impidió que su guitarrista casi desde los inicios, Antonio Luis Gil, pudiera estar presente, pero no el ánimo, la energía, la fuerza y las sensaciones vitalistas y optimistas que ha transmitido siempre su música y, sobre todo, sus presentaciones en directo. Liderados por un imparable Javier Ojeda, la banda se completó con los dos miembros fundadores Chris Navas al bajo y el almeriense de Cantoria, Manolo Rubio, a guitarra y teclados, escoltados por los habituales Miguelo Batún a la batería y Fernando Hidalgo en guitarra, coros y percusión y con David Quintero en sustitución de Antonio Luis Gil.

Con Danza Invisible no hay medianías y por eso son capaces de arrancarse con ‘Tu Voz’, quizá una de las canciones que más exigen en lo vocal y a la vez toda una declaración de amor de múltiples lecturas. Un tema con más de treinta años de vida que, sin embargo, se vio superado por el todavía más añejo ‘Mercado Negro’ y ‘Tiempo de Amor’, coreados por quienes se sabían todo el armario de fondo del grupo, que eran bastante numerosos. Tras un arranque más propio de sus tiempos de ‘new wave’, Danza Invisible se sumergiría en el siguiente bloque en su lado más latino y racial con temas como ‘Salsa Rosa’, ‘Naturaleza Muerta’ y ‘Reina del Caribe’, estas dos últimas enlazadas’, para terminar de calentar una noche que dio algo de tregua al día más caluroso de los últimos 54 años en la ciudad.

Especialmente intenso sería el siguiente tramo, presidido por una siempre certera ‘Sin Aliento’ y, sobre todo, tras ‘Agua Sin Sueño’, por el corte bluesero y creciente de ‘Espuelas’, donde Javier Ojeda hizo un enorme esfuerzo vocal para sonar lo más ‘negro’ posible. Esa es una de las canciones que demuestran que, aunque nunca fueron los más duros del lugar, Danza Invisible siempre ha atesorado una versatilidad que le permite tanto jugar en territorios más plásticos y pegadizos como en otros más aguerridos y que no adolecen de distorsión y golpeo guitarrero si es necesario.

Tras la instrumental ‘Contacto Interior’, llegaba el momento del segundo bloque del concierto, iniciada por la muy celebrada ‘Catalina’ y la agridulce ‘Por Ahí Se Va’, que tuvo uno de los numerosos paseos de Ojeda entre el público. Era un azuce más para que, a su vuelta al escenario, llegara el esperado ‘Sabor de Amor’. Una canción que vino a demostrar que eso de levantar el móvil para grabar o emitir un directo en redes sociales no es solo de las generaciones más jóvenes. Más dura que en su versión de estudio y aplaudida como merece, el concierto siguió con ‘El Ángel Caído’ y la bonita versión de ‘Yolanda’ de Pablo Milanés.

Quedaba solo una traca final que llegaría con otra nueva adaptación, la de ‘A Esta Lado De La Carretera’ de Van Morrison (‘Bright Side Of The Road’). Rock and roll para desembocar en la tradicional predespedida de ‘Al Amanecer’ para terminar la velada brindando por la amistad y la comunión de ‘El Club del Alcohol’.

Intensos, voraces y siempre con una sonrisa, Danza Invisible volvió a hacer disfrutar una vez más.

Repertorio – setlist:

  • Tu Voz
  • Mercado Negro
  • Tiempo De Amor
  • Salsa Rosa
  • Naturaleza Muerta
  • Reina del Caribe
  • Sin Aliento
  • Agua Sin Sueño
  • Espuelas
  • Contacto Interior
  • Catalina
  • Por Ahí Se Va
  • Sabor de Amor
  • El Ángel Caído
  • Yolanda
  • A Este Lado de la Carretera
  • Al Amanecer
  • El Club del Alcohol

Publicado el agosto 14, 2022 en Crónicas Conciertos y etiquetado en , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: