Lagartija Nick – El Perro Andaluz

Toda banda y artista que se sube a un escenario para defender aquello que ha creado como una necesidad expresiva merece el reconocimiento debido, de manera independiente a que nos pueda agradar más o menos su propuesta. Pero hay casos en los que el respeto debe mutar en reverencia y Lagartija Nick es uno de los ejemplos más claros de coherencia absoluta y de una inquietud apabullante por intentar ofrecer siempre más y más que el disfrute de una interpretación musical. Siempre hay un intento de nutrir el intelecto, de dar un plus conceptual, de desafiar los márgenes, sobre todo como reto a sus propias labores compositivas. Discos complejos de intenso cuidado, a veces más atinados que otros, pero siempre con un afán abrumador por buscar la intelectualidad a partir de la música, de aunar estilos, experiencias… artes. Más de treinta años después de su nacimiento los de Granada no van a cambiar, ni queremos que cambien aunque por ello se vean ‘condenados’ a pertenecer a una minoría que les disfruta y aplaude su enconado propósito de ir más allá de la colección de canciones por salir del paso y justificar la siguiente gira. No, Lagartija Nick sabe que nunca alcanzará el éxito masivo (quizá lo más cerca que estuvieron de ello fue con Omega junto a Enrique Morente, pero casi que ni eso, porque es de esos discos que fue más ensalzado y reivindicado pasados los años que en el momento), pero que más de treinta años después sigan con esas ganas, que presenten un disco sobre la obra poética del cineasta Luis Buñuel, entrando en el surrealismo poético, alumbrando imágenes con su música es un acto de celebración en sí mismo. Y que vengan muchos más.

Después de haber conectado a Lorca al rock con Morente y con la esencia de Cohen en 1996, después de haber llevado «el desbordamiento apanorámico de la imagen» del cine del pionero Val Del Omar a la música en su disco homónimo (1997), de haber viajado a la experimentación más pura en la primera década de milenio y de volver al rock más cruento en la última década, teñido de memoria y sordidez poética en Crimen, Sabotaje y Creación (2017) y la ópera de muerte y belleza periodística basada en composiciones del malogrado Jesús Arias en Los Cielos Cabizbajos, Lagartija Nick aborda ahora la obra poética del cineasta Luis Buñuel, llevando al disco un proyecto que nació allá por 2017, con un concierto monográfico para el Festival de Cine de Albacete.

La producción corre a cargo de Marcel Bagés y David Soler, con mezcla de Jake Aron. El cuarteto viene formado por la alineación habitual, Antonio Arias al bajo y la voz, Eric Fuentes a la batería, Juan Codorniú a las guitarras y Juan José Machuca en los teclados. Los textos son de Luis Buñuel, casi todos de un poemario inédito llamado, precisamente, Un Perro Andaluz, como el famoso cortometraje de guion compartido con Dalí y con recado a Federico.

“Palacio De Hielo” abre la decena de cortes de un álbum, que en términos formales, dará ramalazos de jazz, foxtrot, charlestón, two-step y un largo etcétera, según su propia promoción. Resulta cuanto menos curioso esta piedra situacional donde el efectismo sonoro se hace palpable desde el inicio desde las teclas ensoñadas, haciendo que la realidad y lo imaginado se confundan desde el primer minuto y especialmente en una coda en la que Eric hace de las suyas sobre un manto de voces y capas de teclas y distorsión.

“Una Jirafa / Undécima Mancha” refuerza el cuerpo de la guitarra con una letra que abraza sin ambages el surrealismo francés, puesto que, como se detalla, es un texto de 1933, encargo de André Breton. Más allá de lo fascinante de la letra yuxtapuesta y aparentemente inconexa, Antonio Arias se desvela por enésima vez como un excelente narrador de canciones. Entre muslos y dientes de oro se despliega la flotante atmósfera de “Me Gustaría Para Mí (Las Libélulas)”, mientras que “Bacanal” destaca por los arreglos orquestales realizados y dirigidos por David Montañés y por el maravilloso empaque rítmico que facturan mientras San Bartolomé baila con un fauno. Hará lo propio en “Polisoir Milagroso”, que la sucede. Un corte que pasa por ser el corte más lumínico del álbum en las formas, creciendo en las formas con algo de fanfarria Sgt. Pepper, si no fuera por la brutal letra de «que han de resucitar con los dedos convertidos en flores, flores de agonía extinta y de salvación».

La segunda parte del disco se abre con “Al Meternos En El Lecho”, un tema con marcadas hechuras joteras, elemento folclórico reforzado con la presencia de chicotén (instrumento aragonés parecido al salterio) y de tambores a lo Calanda. La canción más accesible es sin duda “No Me Parece Bien Ni Mal”, donde las máquinas proyectoras de cine se suman a una fiesta de folclore que en el fraseo musical de mandolina y bandurria puede conectar con lo que hizo Vetusta Morla con “La Virgen De La Humanidad” con el sampler de Concha Piquer.

“Pájaro De Angustia” incluye una intro con foxtrot y disertación del propio Luis Buñuel sobre “Milhouse Blues”, es la canción más emotivo del álbum, quizá por esa aparición de guitarra española de la segunda parte, que representa al propio amigo Federico García Lorca. Como en “Al Meternos En El Lecho”, más folclore aragonés se dejará sentir en “Olor De Santidad / No Hay Dios”, inspirada en el “Himno de la Virgen de Casbas”. El cierre, a modo de ‘outro’, llega con “20 Sueños”, de nuevo con la voz de Buñuel, bajo música compuesta por Juan José Machuca.

Se cierra así un fantástico disco que en su propia seriedad se permite devaneos y bandazos que le sientan como un guante a una banda, como ya dijimos arriba, imprescindible.

Más de Lagartija Nick en RockSesión:

Lagartija Nick – Los Cielos Cabizbajos

Lagartija Nick – Crimen, Sabotaje y Creación

Enrique Morente y Lagartija Nick – Omega (1996)

Lista de canciones – tracklist:

  1. Palacio De Hielo
  2. Una Jirafa / Undécima Mancha
  3. Me Gustaría Para Mí (Las Libélulas)
  4. Bacanal
  5. Polisoir Milagroso
  6. Al Meternos En El Lecho
  7. No Me Parece Ni Bien Ni Mal
  8. Pájaro De Angustia
  9. Olor De Santidad / No Hay Dios
  10. 20 Sueños

Publicado el enero 17, 2023 en Críticas Discos y etiquetado en , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: